Más Sevilla

Nuestra primera visita de hoy es el Real Alcázar. El precio de la entrada son 7,50 euros. El sitio es impresionantemente grande. Las salas son una preciosidad, sus jardines hermosos. En el lugar te puedes pasar horas y horas. Dada su antigüedad, se inició en la Alta Edad Media, pueden verse estilos islámicos, mudéjares y góticos y hasta renacentistas y barrocos.
La entrada es por la puerta del León.


Después de la visita fuimos a tomarnos nuestra merecida cervecita acompañada de la respectiva tapita cerca de la Giralda.

De ahí nos fuimos al barrio de Triana, paseamos por la famosa calle Betis, bordeando el río. Hasta llegar a la calle San Jacinto. La calle estaba llena de gente.



Una de las cosas a destacar en Sevilla es la cantidad de gente que hay por las calles durante todo el día. Hay mucho ambiente.

Comimos en el propio Triana, un lugar llamado las Golondrinas. Muy recomendable, donde nos trataron muy bien.

Después de comer, fuimos a tomar algo al bar Capote. Una terraza a orillas del Guadalquivir, ideal para tomar un café o incluso un buen mojito mientras disfrutas de un gran ambiente y buena música.


Por la noche cenamos en casa de nuestros amigos, donde nos invitaron a una suculenta cena.
Después salimos a conocer la marcha sevillana.

Al día siguiente, regresamos a Valencia.



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

LinkWithin